DON LIBORIO GÓMEZ DE DIEGO

DON LIBORIO GÓMEZ DE DIEGO

Nacido en 1908 hijo de Juan y de Dolores. Se formó en el Seminario Conciliar de Madrid. Enviado a estudiar por su obispo a la Universidad Pontificia de Comillas, en Santander, obtuvo el grado de Doctor en Sagrada Teología, en 1934, con una tesis que llevaba por título "La Cristología en los Concilios Toledanos". Fue ordenado subdiácono, el 16 de noviembre de 1934, por el Obispo de Santander con las legítimas letras dimisorias del Obispo de Madrid.
El 22 de diciembre de 1934 fue ordenado Diácono en el Palacio Episcopal de Madrid. El 6 de abril de 1935 recibió el presbiterado en la Capilla del Seminario de Madrid.

Fue cura ecónomo desde el 1 de junio de 1935 en Sevilla la Nueva (Madrid) donde se le recuerda especialmente por no querer abandonar el pueblo en los momentos de la persecución religiosa siendo asistido por los pastores de la localidad durante su refugio en el campo.

Fue detenido en Sevilla la Nueva el 28 de octubre de 1936. El 12 de noviembre de 1936 ingresa en la Prisión Provincial de Ventas (Madrid) por orden de la Dirección General de Seguridad. El 2 de diciembre de 1936 fue puesto en libertad en la cárcel donde estuvo retenido y conducido a Paracuellos del Jarama donde fue asesinado. Sus restos descansan hoy en ese lugar.

domingo, 23 de junio de 2013

DECRETO SAN JOSÉ


EL PAPA APRUEBA DECRETO PARA QUE "SAN JOSÉ" SEA MENCIONADO EN TODAS LAS MISAS


  
El Papa Francisco, ha aprobado que se dé más espacio a San José en los canones de la misa, y a partir de ahora sea mencionado en todas las misas, citándose al esposo de María en las plegarías eucarísticas, tras la Virgen María.

El Vaticano, ha publicado el siguiente decreto aprobado por la Congregación para el Culto Divino, dicasterio que preside el cardenal español Antonio Cañizares Llovera. Este decreto, firmado por el cardenal valenciano en idioma original en latín, tiene con fecha el 1 de mayo, memoria de San José obrero, destaca que "en la Iglesia católica, los fieles han manifestado siempre una devoción ininterrumpida hacia San José y han honrado de manera constante y solemne la memoria del castísimo esposo de la Madre de Dios, Patrono celestial de toda la Iglesia".  He aquí el Decreto:



CONGREGACIÓN PARA EL CULTO DIVINO
Y LA DISCIPLINA DE LOS SACRAMENTOS


Decreto

con el que se añade el nombre de San José
en las Plegarias eucarísticas II, III y IV del Misal Romano


En el paterno cuidado de Jesús, que San José de Nazaret desempeñó, colocado como cabeza de la Familia del Señor, respondió generosamente a la gracia, cumpliendo la misión recibida en la economía de la salvación y, uniéndose plenamente a los comienzos de los misterios de la salvación humana, se ha convertido en modelo ejemplar de la entrega humilde llevada a la perfección en la vida cristiana, y testimonio de las virtudes corrientes, sencillas y humanas, necesarias para que los hombres sean honestos y verdaderos seguidores de Cristo. Este hombre Justo, que ha cuidado amorosamente de la Madre de Dios y se ha dedicado con alegría a la educación de Jesucristo, se ha convertido en el custodio del tesoro más precioso de Dios Padre, y ha sido constantemente venerado por el pueblo de Dios, a lo largo de los siglos, como protector del cuerpo místico, que es la Iglesia.


En la Iglesia católica, los fieles han manifestado siempre una devoción ininterrumpida hacia San José y han honrado de manera constante y solemne la memoria del castísimo Esposo de la Madre de Dios, Patrono celestial de toda la Iglesia, hasta tal punto que el ya Beato Juan XXIII, durante el Sagrado Concilio Ecuménico Vaticano II, decretó que se añadiera su nombre en el antiquísimo Canon Romano. El Sumo Pontífice Benedicto XVI ha querido acoger y aprobar benévolamente los piadosos deseos que han llegado desde muchos lugares y que ahora, el Sumo Pontífice Francisco ha confirmado, considerando la plenitud de la comunión de los santos que, habiendo peregrinado un tiempo a nuestro lado, en el mundo, nos conducen a Cristo y nos unen a Él. 


Por lo tanto, teniendo en cuenta todo esto, la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, en virtud de las facultades concedidas por el Sumo Pontífice Francisco, gustosamente decreta que el nombre de San José, Esposo de la Bienaventurada Virgen María, se añada de ahora en adelante en las Plegarias Eucarísticas II, III y IV de la tercera edición típica del Misal Romano, colocándose después del nombre de la Bienaventurada Virgen María, como sigue: en la Plegaria eucarística II: «ut cum beáta Dei Genetríce Vírgine María, beáto Ioseph, eius Sponso, cum beátis Apóstolis»; en la Plegaria eucarística III: «cum beatíssima Vírgine, Dei Genetríce, María, cum beáto Ioseph, eius Sponso, cum beátis Apóstolis»; en la Plegaria eucarística IV: «cum beáta Vírgine, Dei Genetríce, María, cum beáto Ioseph, eius Sponso, cum Apóstolis». 





jueves, 6 de junio de 2013

CELEBRACIÓN DEL CORPUS CHRISTI


DIA DEL CORPUS EN SEVILLA LA NUEVA

La fiesta del Corpus Christi conmemora la institución de la Eucaristía y, en este día, sale a las calles de cada pueblo o ciudad la Custodia, que tiene el Cuerpo Consagrado de Cristo.




Una lluvia de intensos colores, marcó el despertar de las plazas del municipio de Sevilla la Nueva, este domingo pasado, con la celebración del día del Corpus.

Los altares y los  tapices florales revestían el oscuro asfalto de las calles, para dar paso a la celebración del Corpus Christi.




Los jóvenes del municipio, que este año se han confirmado, han sido los alfombristas que han hecho posible, el arte de las alfombras en el gran día del Corpus Christi, en Sevilla La Nueva.

Desde las 05:30 h. de la mañana estuvieron elaborando las 3 alfombras que decoraron nuestras plazas, al igual que varias catequistas y vecinos de la localidad, estuvieron instalando los 3 altares que también decoraron las calles del pueblo.



Mientras observaban una de las alfombras, los sevillanovenses comentaban sonrientes que el Corpus "representa una gran vivencia, en nuestro pueblo desde hace muchos años", y que desde hace dos años están muy ilusionados con las alfombras que se están elaborando porque dan más colorido y más festividad, a éste día tan señalado.



Tras la misa oficiada por nuestro párroco,   D. Jesús, tuvo lugar la procesión a las 12:00 h. En ella, los devotos siguieron al Cuerpo de Cristo, pasando por las alfombras, cuyos diseños se fueron desvaneciendo al paso de los fieles. 


 
La Custodia, que salió y entró de la Iglesia, bajo Palio, (nuevo este año y habiendo sido elaborado por diferentes vecinas del municipio), estuvo acompañada por el sacerdote  y por los diferentes vecinos de la localidad, en todo el recorrido de la procesión.




Los niños de primera comunión, precedían la procesión, lanzando miles de pétalos, en acto de fervor. 





La procesión tuvo lugar por diferentes calles de la localidad,  en cuyo recorrido se habían engalanado diferentes altares.



Los tres altares, se instalaron en diferentes calles del recorrido de la procesión, con motivos eucarísticos, precedidos por una imagen mariana, haciendo de ellos monumentos de gran belleza. 


Una vez, en los altares, la procesión se paraba para orar ante ellos, mientras los niños de Primera Comunión tiraban pétalos de flores en dicho altar.

La procesión de la Eucaristía finalizó en la Iglesia, dando así por finalizada la fiesta de la Solemnidad del Corpus et Sanguis Christi.



"La Eucaristía significa y realiza la comunión de vida con Dios y la Unidad del Pueblo de Dios por las que la Iglesia es ella misma".